Amadeus 2
Election
IDT
NoticiasJudiciales.INFO tiene su cuenta en Twitter : @NJudiciales La Dra. Ana María Figueroa es la nueva Presidente de la Cámara Federal de Casación Penal Otorgó la Corte Suprema de Justicia de la Nación una medalla al Dr. Raul Zaffaroni en reconocimiento por su paso por el Alto Tribunal de la República Argentina Proponen al Dr. Roberto Manuel Carles para cubrir vacante en la Corte Suprema de Justicia de la Nación La denuncia por presunto encubrimiento en la investigación de la causa AMIA quedó radicada ante el Juez Daniel Rafecas
31 de mayo de 2010 | 17:00

Castración química para los violadores en la Provincia de Mendoza

Se aplicará a partir del próximo mes de Julio.Incluye además tratamiento psicológico.

Cambiar tamaño

La Gobernación de la Provincia de Mendoza anunció que a partir del próximo mes de Julio se comenzará la aplicación del método de castración química para los violadores reincidentes. El sistema que se utilizará abarca un tratamiento tanto psicólogico como farmacológico y los presos podrán obtener beneficios en la reducción de sus penas una vez que se constate que resulto efectiva la inhibición sexual aplicada. El Ministro de Gobierno de la Provincia de Mendoza. Dr. Mario Adaro señaló que ya se encuentran previstas las partidas presupuestarias necesarias para la adquisición de los fármacos que se utilizarán como inhibidores sexuales.

También el Ministro Mario Adaro precisó que los autores de delitos sexuales que se han sumado al programa de castración química para poder obtener beneficios en la reducción de sus penas recibirán pastillas e inyecciones con dosis de antiandrógenos, - disminuye la potencia sexual y la libido -.Desde la Gobernación de la Provincia de Mendoza señalaron que el 80% de los presos que se sumaron al programa de castración química son reincidentes y tienen una condena que supera los 10 años de prisión. La castración química -con inhibidores hormonales – estará acompañada de un tratamiento psicológico porque en muchos casos los violadores pretenden ejercer sometimiento sobre la víctima.