NoticiasJudiciales.INFO tiene su cuenta en Twitter : @NJudiciales La Dra. Ana María Figueroa es la nueva Presidente de la Cámara Federal de Casación Penal Otorgó la Corte Suprema de Justicia de la Nación una medalla al Dr. Raul Zaffaroni en reconocimiento por su paso por el Alto Tribunal de la República Argentina Proponen al Dr. Roberto Manuel Carles para cubrir vacante en la Corte Suprema de Justicia de la Nación La denuncia por presunto encubrimiento en la investigación de la causa AMIA quedó radicada ante el Juez Daniel Rafecas
11 de julio de 2017 | 17:00

“La ayuda del perro es muy importante”

Afirmación del Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta

Cambiar tamaño

El Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta  afirmó “la ayuda del perro es muy importante” durante la presentación del equipo de Patrulla Canina de la Policía de la Ciudad.Desde el Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires –GCABA- señalaron que el equipo de perros entrenados colaborarán en las tareas de seguridad, desde allanamientos, detección de estupefacientes  y hasta patrullaje.

noticiasjudiciales.info reproduce texto difundido por el GCABA:

“El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, presentó hoy la Patrulla Canina de la Policía de la Ciudad, un equipo de perros entrenados que colaboran con las tareas de seguridad, desde allanamientos, detección de estupefacientes hasta patrullaje.

Rodríguez Larreta explicó que la Patrulla Canina “es parte de nuestro plan integral de seguridad que presentamos hace algunos meses”, el cual entre otras cosas incluye “que haya más policías en las calles”.

“Estamos haciendo este trabajo de cambiar las tareas administrativas que hacían los policías y que salgan a la calle cada vez más. En muchos barrios ya recogemos de los vecinos que se empieza a ver”, dijo, y también mencionó “el trabajo para equipar a la policía, con chalecos y más patrulleros”.

En esa línea, Rodríguez Larreta destacó esta medida que “es parte del plan integral” ya que “para algunas funciones el acompañamiento y la ayuda del perro es muy importante”.

La Escuela de Canes es un área de la Policía de la Ciudad en donde se capacita al personal de la fuerza y se entrenan perros propios. Está ubicada en el predio del Instituto Superior de Seguridad Pública (ISSP) y cuenta con 16 perros de distintas razas, que son cuidados y entrenados por un equipo de veterinarios.

De la actividad también participaron el vicejefe de Gobierno, Diego Santilli; el ministro de Justicia y Seguridad, Martín Ocampo; y el secretario de Seguridad, Marcelo D´Alessandro.

Ocampo precisó que tanto perros como guías son capacitados “durante 15 días, 105 horas”, con lo cual “se construye una relación muy fuerte” entre ambos “que les da esa confianza que les permite hacer el trabajo”.

Los animales reciben una ejercitación diaria a través del juego, con elementos de entrenamiento que los capacitan para participar en allanamientos, tareas de prevención y seguridad. Estos perros son estables: sólo atacan si hay un riesgo real para sus guías u otras personas, o si reciben una orden en caso de una emergencia.

La escuela capacita a instructores y guías en el adiestramiento y entrenamiento canino, y ofrece tres cursos para el personal policial: Guía de Canes Detectores de Explosivos, Guía de Canes Detectores de Narcóticos, y Guía de Canes de Seguridad.

Una de las claves para el buen desempeño de los animales es la creación de un vínculo con los guías. Cada entrenador tiene una relación especial y particular con el perro, que incluye su cuidado. Los perros pueden responder a una persona individual o a una pareja de policías.

El entrenamiento para los perros que trabajan en búsqueda y detección de narcóticos se hace por medio del juego. Los entrenadores esconden una toalla embebida de ácido acético y clorhídrico, y los perros deben buscarla asimilando el olor. Una vez que la detectaron, se sientan marcando el lugar. Los perros utilizados para la búsqueda de explosivos deben tener un temperamento tranquilo; cada vez que el animal encuentra pólvora, se lo premia con alimento”.

Banco ciudad 2017