Amadeus 1
Amadeus 2
IDT
NoticiasJudiciales.INFO tiene su cuenta en Twitter : @NJudiciales La Dra. Ana María Figueroa es la nueva Presidente de la Cámara Federal de Casación Penal Otorgó la Corte Suprema de Justicia de la Nación una medalla al Dr. Raul Zaffaroni en reconocimiento por su paso por el Alto Tribunal de la República Argentina Proponen al Dr. Roberto Manuel Carles para cubrir vacante en la Corte Suprema de Justicia de la Nación La denuncia por presunto encubrimiento en la investigación de la causa AMIA quedó radicada ante el Juez Daniel Rafecas
25 de septiembre de 2014 | 17:00

Otra batalla de la Cámpora contra la Justicia

Por Francisco Quintana  -Legislador de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires -

Cambiar tamaño
Legislador Francisco Quintana

La Cámpora elije sus batallas y una de sus favoritas es definitivamente contra la Justicia, para amurallarla. A una semana de sumar una nueva derrota en las elecciones de los abogados en la Ciudad para el Consejo de la Magistratura y cerca del mismo resultado en la que se juega la representación de las provincias, la Campora quiere modificar las reglas para decidir sobre el acceso a la Justicia.

Esta agrupación pretende que los abogados tengamos que solicitar una doble matrícula para poder ejercer nuestro trabajo, una ante los tribunales de nuestra provincia y otra para pedir por los derechos de la gente ante organismos tan sensibles para el poder como la Justicia Federal y la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Hoy en día, los abogados matriculados podemos litigar ante tribunales locales, en los federales de nuestra jurisdicción y ante la Corte Suprema. A partir de la sanción de este proyecto, nos quitan el acceso a la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Pero eso no es todo, no sólo quieren que tengamos que sacar dos credenciales, pagar dos matrículas y sumar trámites, sino que la forma de administración de la matrícula federal que proponen es un verdadero misterio y queda a cargo de una entidad como la Federación Argentina de Colegio de Abogados (FACA), que ni siquiera fue creada por ley. Es decir, se le entrega a un ente cuasi inexistente una discrecionalidad amplísima para definir quiénes pueden y quiénes no, reclamar derechos ante el fuero federal y la Corte Suprema.

Además, el proyecto de ley presentado por el diputado kirchnerista Wado de Pedro que tiene como objetivo crear esta nueva y única matrícula federal, no establece siquiera las formas para su otorgamiento y denegación, ni los procesos disciplinarios a seguir o las sanciones pasibles de ser aplicadas. Entonces, la FACA puede decidir si dar o quitar el derecho de ejercicio de la profesión, casi como un antojo, a su libre discreción. Esto actualmente no pasa y de avanzar, constituye un verdadero peligro para la salud de nuestro país.

Los abogados somos parte esencial en la Justicia, porque somos los responsables de representar a la gente para pedir por sus derechos en tribunales, todos los días y para cada caso en particular. Para asumir este compromiso hoy se nos piden credenciales y tenemos normas de ética que regulan nuestro ejercicio y colegios profesionales que nos controlan para que ofrezcamos el mejor servicio y nos defienden para que podamos ejercer nuestra profesión en libertad.

Este proyecto de ley nos sigue poniendo en la cornisa y es la decisión de todos los argentinos si queremos pisar tierra firme y seguir por el camino de la república y la democracia o lanzarnos a los caprichos mesiánicos de un grupo de gente. Los derechos si no pueden ser exigibles, es como si no existieran.

Banco ciudad 2017